Poem… Dew

Dew

(translation|modification of Sereno)

by Luis S. González-Acevedo

Your affections are children of the night
whose father dies at sunset;
errant, with no one to reproach
their conduct in realms wet with dew.

Dew covers the face of its nocturnal reach
like a bloodhound covers terrain;
waiting for a flower to fall in a serene trance,
vital symptom of its nocturnal venom.

During daylight, the sun evaporates the waters,
letting them enter the celestial environment.
The nocturnal protector reincorporates them
into late sprinklings, nascent dew.

Darkness shelters the liquid substance
that at dawn covers a portion of the planet:
profit for gardens, fields and floras;
but for the night, a sign of its terrible death.

Night’s death is day’s birth.
Dawn participates in the astral encounter.
Sunset awaits rebelliously,
intending to once again unleash its dew.

Delightful Dew:
with your lustful frock just dying to shelter
an abandoned female
who will love you and let herself be loved by you.

The sun submerges in waters,
the moon springs up from the sea,
and Dew opens the doors
to bedrooms of roses lusting for love.


–You can find the poem in Caribbean Poet, by Luis S. González-Acevedo or the original version in Spanish in Poemas Caribeños, por Luis S. González-Acevedo–



 

Poema… Sereno

Sereno

por Luis S. González-Acevedo

Tus afectos hijos son de la noche
cuyo padre fallece en ocaso;
errantes sin haber quién reproche
su conducta en serenal espacio.

Cubre la faz de su alcance nocturno
como perro sabueso cazando el terreno;
esperando una flor que caiga en el trance sereno,
producto vital del nocturno veneno.

Por el día las aguas el sol evapora,
permitiéndole entrada al ambiente celeste;
es el manto nocturno quien las reincorpora
en rocío tardío, en sereno naciente.

Las tinieblas albergan la acuosa sustancia
que en el alba envuelve en porción al planeta;
para huertos, sembrados y flora ganancia;
de la noche señal de su muerte funesta.

El morir de la noche es el nacer del día,
siendo el alba partícipe del astral encuentro;
espera el ocaso con gran rebeldía
deseando tornar el rocío en sereno.

Deleitoso sereno que aguardas
con tu manto deseando amparar
a una fémina que esté abandonada,
que te ame y se deje amar.

El sol se hunde en las aguas,
la luna brota del mar,
y el sereno se abre las puertas
de alcobas de rosas que quieran amar.


–Puede encontrarlo en el poemario Poemas Caribeños, por Luis S. González-Acevedo o la traducción | modificación en inglés en Caribbean Poet, by Luis S. González-Acevedo–


 


 

Poema… Permíteme Amarte Cielo

Permíteme Amarte Cielo

por Luis S. González-Acevedo

Permíteme amarte cielo bajo la sombra de luna.
Eclipsa mi angustiada alma e ilumina mi mundo
con el sosiego predecible y tierno que en ti abunda;
torna mi existencia nula en triunfo.

Permíteme amarte cielo bajo la sombra de luna.
Torna mi existencia nula en triunfo
con el sosiego predecible y tierno que en ti abunda;
eclipsa mi angustiada alma e ilumina mi mundo.

Deja que la lluvia de tu estrella
humedezca mis deshidratados labios.
Lluvia en sombras de sereno que su amor sella
con gotas de tu boca y de tus besos.

Sumérgeme en tu verde mar de vida.
Ahógame en la pasión de tu acuoso mármol
y en sus costas sedúceme con una ola enfurecida
al bañar mi cuerpo con sus besos y corona de arrebol.


–Puede encontrarlo en el poemario Poemas Caribeños, por Luis S. González-Acevedo o la traducción | modificación en inglés en Caribbean Poet, by Luis S. González-Acevedo–



 

Poema… Viviendo en Muerte


Viviendo en Muerte

por Luis S. González-Acevedo

Destino inevitable de descanso
líbrame de esta vida y sus espantos
con tu ensueño hazme libre y manso
bajo tul y sobre fieltro dormitando.

Muerte, pocos son los que disfrutan tus encantos
los que viven no han vivido
porque para la vida es necesario un fallecido
y quien fallece de la muerte acepta el manto.

Inevitable muerte roza mi alma empedernida
llévate lo que asumo es mi delirio
lo que en vida estaba muerto, en la muerte encuentra vida
mi alma de su cuerpo quiere exilio.

Cae la noche sobre mis lumbreras
apagándose el mojar de mi sereno
al secarse mi cadáver destila las almas
de demonios que buscan víctima: otro dueño.


–Puede disfrutarlo en el poemario Poemas Caribeños, por Luis. S. González-Acevedo–


 

Poema: Sereno

Poema: Sereno 

Versos Selectos:

Sereno

por Luis S. González-Acevedo

Tus afectos hijos son de la noche
cuyo padre fallece en ocaso;
errantes sin haber quién reproche
su conducta en serenal espacio…

…Por el día las aguas el sol evapora,
permitiéndole entrada al ambiente celeste;
es el manto nocturno quien las reincorpora
en rocío tardío, en sereno naciente…

…Deleitoso sereno que aguardas
con tu manto deseando amparar
a una fémina que esté abandonada,
que te ame y se deje amar.

El sol se hunde en las aguas,
la luna brota del mar,
y el sereno se abre las puertas
de alcobas de rosas que quieran amar.

 

El poema en su totalidad se encuentra…